• Toldelux
  • Toldelux
  • Toldelux
  • Toldelux
  • Toldelux

Conservar tu toldo mucho más tiempo

5th agosto, 2021

Si este verano notas que tu toldo está un poco deteriorado, te recomendamos que sigas una serie de pautas para conseguir alargar su vida útil. Hoy, desde Toldelux, os recordamos algunas de ellas para lograr este propósito.

Limpieza periódica

Es muy relevante que se tengan con el toldo condiciones de limpieza óptimas. Con esto queremos decir que no sólo habrá que centrarse en la lona del toldo, sino también en la estructura.

Para la limpieza de la lona no se necesitará más de jabón con agua tibia. En cambio, para la estructura, o esqueleto, usaremos un trapo húmedo y quitaremos el polvo acumulado, además de las posibles marcas de agua que pueda haber.

No obstante, no sólo habrá que ocuparse de esto, sino que también hay que tener presentes otras prácticas, como por ejemplo, cepillar la lona. Al hacerlo se evitará que se puedan llegar a acumular grandes cantidades de polvo y de hollín procedente tanto de la combustión del tráfico como de las calderas domésticas.

Recoger el toldo por climatología adversa

Otro de los factores importantes es guardar el toldo cuando no es necesario que éste esté abierto. Todos sabemos que la climatología es muy cambiante y que puede volverse en nuestra contra en un momento dado. Por ello, cuando se acerquen temporadas de fuertes rachas de vientos o lluvia, debéis guardarlo. De no hacerlo, el toldo podría sufrir desgarros y desperfectos muy difíciles de revertir.

La lluvia, antes mencionada, puede ser tan dañina como el viento en caso de que caiga sobre la lona una gran cantidad de agua. Es recomendable que se recoja en días en los que se sabe que hay probabilidad de lluvia para evitar males mayores. No obstante, como no siempre se puede, os recordamos que, antes de guardarlo, si se ha mojado es preferible que la tela esté seca para que no puedan aparecer manchas de moho.

Apertura y cerrado del toldo

El último consejo que os vamos a dar se corresponde con el hecho de abrir y cerrar el toldo. Hay que tener cuidado, sobre todo cuando se alcancen los topes ya que los movimientos bruscos podrían perjudicar los mecanismos. 

 

Si tenéis todo eso en mente, os será mucho más sencillo conseguir que vuestro toldo tenga una larga vida útil y que os acompañe fielmente durante muchos veranos.


//